fbpx

Le Chateau 1525, una seducción de sabores y aromas

Por: Emilia Mora

Originales platillos convertidos en pequeñas obras de arte, cocidos con un alto grado de creatividad, sobre una base de sólida educación en el arte culinario hacen de Le Chateau 1525, un restaurante prototipo en el país.

A Le Chateau se va a disfrutar, sea un encuentro de amigos, reuniones de negocios, cumpleaños, acontecimientos sociales, lo que guste, porque el buen gusto es lo que sobra entre sus históricas paredes que datan de los años 30.

Un lugar exclusivo, sin dejar de ser accesible al bolsillo, donde se va a saborear, pues sus innovadores platos no hacen más que despertar hasta el paladar más adormecido.

Le Chateau 1525,  una seducción de sabores y aromas 1

Con apenas un abrebocas, su gerente, José Salom, cuenta en qué consiste su éxito: el restaurante es un laboratorio, donde todos los estudiantes de la carrera de Gastronomía y Artes Culinarias de la Universidad Politécnica Internacional, desde el día uno tienen una educación vivencial, desde cómo atender al cliente, hasta lavar los platos o preparar las recetas en la cocina y montar un plato.

“Mi familia siempre ha estado ligada a la educación y por eso cuando dimos inicio con la remodelación de Le Chateau unimos ambos proyectos. La carrera requiere de práctica constante y qué mejor que estos jóvenes tengan una práctica real, trabajen a presión y puedan ser parte de un proyecto real”, explicó Salom.

Le Chateau 1525,  una seducción de sabores y aromas 2

Básicamente opera para las horas de almuerzo, excepto los viernes que se puede cenar o bien, si hace alguna reservación para ocho o más personas, se le puede preparar un almuerzo o cena a la medida.

Lo genial de Le Chateau es que nunca podrá aburrirse del menú, ya que su chef Julio Lazo Munguía, se encarga de renovarlo cada dos semanas.

Usualmente, durante los almuerzos – de 12m.d. a 3 p.m.– el visitante puede optar por el Plato del Chef, con un valor de ¢9.500 o bien, seleccionar la oferta diaria que consiste en: cuatro entrantes (¢2.000 c/u), cuatro opciones de plato fuerte (¢3.000) y postre (¢1.500 el pequeño y ¢2.000 el grande). Ah y no faltan los platos vegetarianos y veganos para quien así lo solicite.

Le Chateau 1525,  una seducción de sabores y aromas 3

Días atrás tuvimos la suerte de disfrutar una variedad muy original de entradas, creadas por el chef Lazo Munguía. Una ensalada con pasta americana rellena de queso, acompañada con lechugas bebés de la huerta, además de una refrescante sopa fría de camote y jengibre.

Entre los platos fuertes nuestro paladar fue sorprendido por un spaguetti falso elaborado con papaya verde, zanahoria y hongos confitados. Textura y sabor se maridaron a la perfección.

Le Chateau 1525,  una seducción de sabores y aromas 4

Apenas la boca se acostumbrada a esta diversión de sabores cuando el Mahi-Mahi, un pescado cocido en hoja plátano con salsa de mojo pudo provocar toda clase de sensaciones favorables en el paladar… nuevo, sabroso, diferente, refrescante y suave a la vez.

Y para que disfrute más cada platillo, el propio chef tiene la deferencia de acercarse a la mesa de los clientes para explicarles con detalle y un entusiasmo que solo la pasión por la cocina lo da, cómo es la composición de cada plato.

Le Chateau 1525,  una seducción de sabores y aromas 5

Capacitación constante

Esta experiencia gastronómica no son producto de la casualidad, ya que el personal de Le Chateau se capacita constantemente con destacadas figuras de reconocidos restaurantes de Europa.

“Traemos chefs de España y Francia para capacitar al personal de Le Chateau. Por ejemplo nos mostraron cómo hacer un menú de degustación y de alta cocina, todos del más alto nivel. Enseñaron a nuestra gente a trabajar bajo presión con alma y corazón”, recalcó José Salom.

Le Chateau 1525,  una seducción de sabores y aromas 6

Esto también es parte de la vivencia que le dará el restaurante, pues la edad promedio de su personal no sobrepasa los 26 años y todos hablan inglés. “Son jóvenes muy bien preparados, con mucha iniciativa y saben cómo tratar personalmente a nuestros clientes”, añadió Salom.

Para empresas

 Además de dar la opción a empresas e instituciones de realizar en sus instalaciones eventos especiales como cocteles, reuniones y otras actividades con menús, especialmente diseñados, según la selección del cliente, Le Chateau ofrece capacitaciones para empresas del campo gastronómico.

“Podemos llegar a donde nos lo soliciten y dar una asesoría completa. Nos han llamado de otros restaurantes para que les demos una capacitación completa y exhaustiva desde servicio al cliente, inventario de compras, preparación, planeamiento de menús, todo lo que una empresa necesita para salir adelante”, explicó Salom.

Le Chateau 1525,  una seducción de sabores y aromas 7

Incluso, la asesoría involucra todo el paso del proceso productivo y creativo de un restaurante de alto nivel, la administración y temas básicos, desde cómo lavar y alistar la vajilla hasta el montaje final de los platillos. Su gran fortaleza es que se mantienen en evolución y experimentación constante.

    Deja una respuesta

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

    Comprar por departamento